Saltar al contenido

Cirugía robótica: Primera Reconstrucción de Vejiga

julio 11, 2017

Los cirujanos que trabajan en el Servicio de Urología Vall d’Hebron manejan lo que es el sistema robótico conocido como Da Vinci para poder realizar la extracción y reconstrucción de la vejiga de un paciente en la parte interna de su cuerpo, creando de esta manera la primera cirugía robótica.

El proceso para extraer la vejiga robótica es uno que se ejecuta a través de lo que se le conoce como cirugía robótica. No obstante, en el momento de llevar a cabo la construcción de una vejiga nueva, la que se llama neovejiga, es necesario abrir al paciente para poder hacer uso de un segmento del intestino.

Este procedimiento finalmente puede ser reemplazado por el más reciente robot Da Vinci previamente mencionado sin la necesidad de llevar a cabo más cortes en el cuerpo del paciente.

Logran la Primera Reconstrucción de Vejiga en Cataluña

Los cirujanos pertenecientes al Vall d’Hebron Barcelona Campus Hospitalario específicamente del Servicio de Urología ha logrado llevar a cabo en Cataluña por la primera vez en la historia una cistectomía radical con reconstrucción intracorpórea de la vejiga a través de la cirugía robótica en un enfermo que sufre de cáncer. Esto se refiere al proceso para extraer y reconstruir la vejiga en su totalidad dentro del interior del paciente sin requerir de abrir a este.

Esta intervención fue realizada durante el 30 de mayo del año 2017 por medio del sistema Da Vinci por el cual el paciente logró recibir su alta hospitalaria una semana después. Este era un paciente que sufría de cáncer en la vejiga, para lo cual hay que aplicar una cistectomía radical lo cual requiere de extraer la vejiga del enfermo junto con los ganglios adyacentes así como también la derivación de los uréteres que permiten orinar.

La intervención la realizó el doctor Carles Raventós, jefe de la unidad del Urotelio del Servicio de Urología Vall d’Hebron. Un profesional que ha realizado estancias de formación en esta técnica en el Hospital Karolinska de Estocolmo y en el de Herlev de Copenhague, convirtiendo al Vall d’Hebron en uno de los pocos hospitales del Estado que la ofrecen a sus pacientes.

Los Beneficios de la Reconstrucción de Vejiga con la Cirugía Robótica

En cuanto a las consecuencias, uno de los más grandes beneficios de este método es que es invasivo a un nivel bastante minúsculo. De hecho, las cicatrices que este proceso causa son solo aquellas pequeñas de los instrumentos robóticos utilizados y solo es necesaria una diminuta cortada en el cuerpo del enfermo para poder realizar la extracción de la vejiga cancerígena. Esto es una excelente ventaja que además es capaz de evitar las probables dificultades que surgen al realizar una cirugía abierta en un paciente.

De esta forma, a los enfermos se les puede otorgar el alta hospitalaria con mayor rapidez con solamente una estancia dentro de las instalaciones del hospital de una semana aproximadamente en vez de los diez a quince días promedio que deben ser tomados debido a otras técnicas más rudimentarias.

Como otro beneficio de este proceso más avanzado, el tránsito intestinal es recuperado con mayor rapidez, además de que la cantidad de sangrado es reducida y, adicional a todo esto, en los hombres la función sexual puede llegar a ser resguardada.

Todos los enfermos a los que se les indica este proceso son aquellos que, sin importar el género, se vean afectados por el cáncer vesical y se les tenga que realizar un proceso de extracción de vejiga. Los cirujanos pertenecientes al Vall d’Hebron han hecho un cálculo en el cual estiman que una treintena parte de los pacientes podrán llegar a ser beneficiados por este método más avanzado durante cada año.

A %d blogueros les gusta esto: